PÉREZ ESQUIVEL DENUNCIÓ INTENTO DE GOLPE EN VENEZUELA

El premio Nobel de la Paz, Adolfo Pérez Esquivel,  dijo “Lo de Venezuela no es nuevo, ya hubo muchos intentos de golpes de Estado y de desestabilización, recordemos lo de Chávez cuando fue derrocado, después repuesto en el gobierno”. Pérez Esquivel advirtió acerca de la existencia de un proceso de penetración en contra del gobierno de Maduro y de desestabilización no sólo de la economía, sino también de la acción social y política. En este sentido, el Nobel argentino planteó que tras los hechos en Honduras, Haití, Ecuador y Venezuela se nota que están “tratando de evitar que los pueblos latinoamericanos se consoliden en procesos democráticos”. También expresó que tras la muerte de Chávez, ocurrida en marzo del año pasado, se nota que “hay una embestida de Estados Unidos permanente sobre Venezuela, como también sobre Colombia”.

Pérez Esquivel recordó la situación de Caracas antes de la llegada del líder bolivariano al gobierno, en 1999. “He recorrido las zonas no marginales, la gente, ahí no había agua y ni un médico se atrevía a ingresar. Venezuela era un país que no producía nada y Estados Unidos lo proveía de alimentos.” Y destacó el papel integrador del ex mandatario venezolano. “Chávez tuvo una visión latinoamericana de integración regional entre los países, por lo que los países amigos de Venezuela deberían pronunciarse a través de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac) y el Mercado Común del Sur (Mercosur) en contra de quienes buscan desestabilizar al gobierno de Maduro.”

También se quejó del rol de los medios en la difusión de información acerca de los acontecimientos de los últimos días: “Están buscando desacreditar no sólo a nivel regional, sino internacional. En Europa se hablaba del dictador venezolano, una campaña total de desprestigio, sin reconocer absolutamente nada, los medios no son asépticos”, afirmó Pérez Esquivel. El Nobel manifestó que acá también hubo hace poco tiempo intentos de desestabilización. “El intento de golpe policial con el pretexto de salario, que se intentó acá en Argentina, creo que esto son signos peligrosos para la estabilidad democrática”, ejemplificó Pérez Esquivel.